REVIEW

Un padre no tan padre, o de cómo derribar las barreras generacionales

Héctor Bonilla, Benny Ibarray Jacqueline Bracamontes forman una familia muy especial.

Foto: http://laprensasa.com/
publicidad

El tiempo avanza, el mundo cambia y nosotros con él. Las costumbres que antes eran sagradas, hoy son diferentes. Muchas veces, esta variación es incomprensible para ciertas personas, especialmente para los adultos mayores, que se acostumbraron a vivir con sus tradiciones y que se tienen que adaptar a lo que está pasando en la actualidad. Justo esto es lo que nos muestra Un padre no tan padre (un padre no tan padre, 2016), película en la que actúa el gran Héctor Bonilla, con Jacqueline Bracamontes y Benny Ibarra.

Después de vivir algunos años en un asilo, Don Servando (Héctor Bonilla), un hombre de 85 años, es expulsado de la casa de retiro por algunos problemas ocasionados por su mal humor, su carácter un tanto fuerte y explosivo. Sin saber qué hacer después de esto, el señor, de arraigadas costumbres y creencias, busca a su hijo con quien no ha tenido contacto en mucho tiempo, para que lo reciba en su casa. Es así como se va dando cuenta que todo lo que él creía de su hijo y de cómo vivían las personas tiene poco que ver con la realidad, por lo que tendrá que pasar por un proceso de adaptación junto con Frank (Benny Ibarra), su pareja (Jacqueline Bracamantes) y todas las demás personas que viven junto con ellos, lo cual no será un camino sencillo, pero sí uno lleno de situaciones divertidas.

Imagen: filmaffinity.com

Aunque el resto de los actores del elenco hace su mejor esfuerzo, quien se lleva las palmas de esta película es Héctor Bonilla, uno de los grandes de la actuación del cine mexicano, quien le da vida a Don Servando y aprovecha todo el mal carácter y la explosividad del personaje para crear momentos donde uno puede dejar estallar la carcajada. 

Imagen: http://www.lionsgatepublicity.com/

San Miguel de Allende, localidad en la que se filmó la cinta, es otro de los grandes personajes. Desde sus habitantes hasta sus paisajes.

Imagen: http://www.mamanoticias.com/

Más allá del mérito cómico de la película, que lo tiene, su verdadero valor es el mensaje, sobre cómo las barreras que nos ponemos con las otras personas desaparecen cuando dejamos de tener la cabeza cerrada y somos más empáticos, independientemente de sus preferencias, su raza o su estilo de vida.

Imagen: http://www.mamanoticias.com/

Igual no es la mejor de todas las películas que podrás ver este 2016, pero si es una de esas con las que puedes pasar un rato agradable y divertido en familia.

Otras de las cintas que se estrenó recientemente cuenta con un gran elenco donde participa Will Smith. ¿Te gustaría leer sobre ella? Puedes echarle un ojo en el siguiente enlace Belleza Inesperada: ni tan bella ni tan auténtica.

publicidad

Te puede interesar