REVIEW

Corre, Mowgli, corre

El Libro de la Selva deja a nuestro niño interior tan feliz como la primera vez que vio este clásico animado.

Foto: Disney Enterprises
publicidad

En este live action de un clásico de Disney, podemos ver a un Mowgli corriendo por toda la selva, huyendo para sobrevivir de un malvado Shere Khan. Todos conocemos esta historia del clásico animado de Disney, que a su vez está inspirado en una colección de historias escritas por el Nobel de Literatura, Rudyard Kipling.

Mowgli es un pequeño niño, criado en la selva por una familia de lobos, liderados por Raksha y Akela, después de que el peligroso Shere Khan mata a su padre en una cueva. Poco a poco y gracias a su nueva familia, Mowgli aprende a enfrentarse a los peligros de la selva, hasta que aparece nuevamente Shere Khan para hacer de las suyas.

Foto: Disney Enterprises

El pequeño Mowgli, para estar a salvo de las garras del villano, debe abandonar su hogar, atravesando un serie de aventuras acompañado de su nuevo guía Baloo y la siempre fiel Bagheera, ganando nuevos amigos, enemigos, peligros y experiencias.

Este live action es dirigido por el gran Jon Favreau y escrito por Justin Mark. Se puede escuchar las voces de actores de la talla de Bill Murray como Baloo, Ben Kingsley como Bagheera, Idris Elba como Shere Khan, Lupita Nyong’o como Raksha, Scarlett Johansson como Kaa, Giancarlo Esposito como Akela y Christopher Walken como el Rey Louie.

Neel Sethi, quien interpreta al protagonista de este filme, es un pequeño niño que inspira toda la ternura del mismísimo Mowgli animado, o incluso más, junto a un Baloo siempre divertido y sarcástico y un Bagheera siempre protector.

El Libro de la Selva (The Jungle Book, 2016) nos cuenta una historia de fraternidad y lealtad acompañada de escenarios animados hiperrealistas y un nivel visual al que Disney ya nos tiene muy acostumbrados, y para bien. El Libro de la Selva no queda a deber, es como volver a ver ese clásico de nuestra infancia, pero mejor. 

publicidad

Te puede interesar