OPINIóN

¿Qué pasó con la herencia de María Félix?

Además de su fortuna, la Doña dejó increíbles piezas de arte, propiedades e impactantes objetos de colección

Foto: Archivo
publicidad

El lujoso estilo de vida que llevaba la Doña sigue siendo motivo de fascinación para el público y, aún a 19 años de su fallecimiento, muchos se preguntan ¿qué fue lo que pasó con la herencia de María Félix?

Quizá no es tan sorprendente que, incluso después de su muerte, la legendaria actriz siguió siendo controversial, pues decidió dejarle todos sus bienes a su exchofer y asistente personal, Luis Martínez de Anda.

El joven había comenzado a trabajar con ella años atrás y se convirtió en su leal confidente en momentos difíciles, por ejemplo, durante el luto por la pérdida de su único hijo, Enrique Álvarez Félix

 

“(El testamento) sorprendió a muchos –y obviamente también a mí– pero en la intimidad de la sala de la casa me comentaba, ‘tienes que hacer esto, tienes que hacer aquello’ y ella también tenía su lado generoso”, dijo en una entrevista Luis Martínez de Anda.

 

Al ser su heredero universal, él se quedaría con la casa en Polanco, la casa en Cuernavaca y el departamento que era del hijo de la Doña. Además, sería suya la mayor parte del dinero de sus cuentas bancarias y el resto iría para el exempleado de Enrique Álvarez Félix, Javier Téllez.

Por si fuera poco, también le dejó algunas joyas a su ahijada, Frida Sofía, la hija de Alejandra Guzmán y Pablo Moctezuma, con quien tenía un cariño especial por su amistad de años con Doña Estela Moctezuma. 

Inmediatamente podemos notar que ninguno de los Félix recibió algo de la actriz, pues se dice que nunca tuvo una relación cercana con ellos. Aún así uno de sus hermanos, Benjamín, decidió impugnar el testamento.

 

Esto resultaría en una batalla legal que duraría años, pues se acusó a Luis Martínez de Anda de ser responsable la muerte de la Doña, lo cual fue desmentido tras la polémica exhumación de los restos de la actriz.

Estas investigaciones demostraron que, en efecto, la gran diva había fallecido por causas naturales

Pero contrario a lo que podría pensarse, el heredero legítimo no se convirtió en millonario de la noche a la mañana, de hecho, según su propio testimonio la mayor parte del dinero se fue en adeudos y mantenimiento de las propiedades. 

“Fue una cantidad importante, pero tampoco lo que vende la prensa. Había gastos que cubrir de las casas que fueron generando deudas por el tiempo que estuvo detenida la sucesión”, contó.

 

Además, muchos objetos de valor –como los magníficos collares Cartier, el retrato de Diego Rivera y la casa de París– ya habían sido vendidos años atrás por la misma María Félix.

En su momento Luis Martínez de Anda trató de que las colecciones se fueran a un museo, pero nunca se concretó un trato, por lo que finalmente vendió las propiedades y subastó los objetos a través de una prestigiosa casa neoyorkina. 

 

¿Quién es Luis Martínez de Anda, heredero de María Félix?

Conoció a la Doña porque su padre tenía una amistad cercana con Don Ernesto Alonso, quien recomendó al joven –que entonces era estudiante universitario– como chofer temporal de la actriz.

En total trabajó para ella ocho años y, después de la muerte de la actriz y los procesos legales a los que se enfrentó, se mudó y prefirió mantener un perfil bajo por el constante acoso de la prensa.

En pocas ocasiones ha ofrecido entrevistas y recientemente se reveló que él cuenta con los derechos de la imagen y biografía de la Doña, razón por la que puede que la película de Eiza González no se concrete… al menos no sin su autorización.

publicidad

Te puede interesar