OPINIóN

Las películas inolvidables de Enrique Rocha

Rochon, como se le conocía cariñosamente, dejó un increíble legado en el cine y la televisión; estos son los filmes más representativos de su trayectoria

Foto: Escena de Tiempo de Morir
publicidad

Enrique Rocha, uno de los villanos favoritos de la pantalla mexicana, falleció ayer, dejando un profundo hueco en el mundo del espectáculo, pero también un legado de importantes películas y telenovelas que trascienden el paso del tiempo.

Siempre lo recordaremos por su voz grave y estilo corpulento, que le valieron papeles antagónicos en la televisión, entre ellos en producciones como El Privilegio de Amar (1998) y Las Vías del Amor (2002).

Sin embargo, su trabajo en la pantalla grande durante la época de los 60 y 70 tiñeron el ambiente de la cinematografía nacional durante esas décadas, dejándonos varias joyas que hoy queremos recordar.

Hacemos un recorrido por las películas más increíbles de Enrique Rocha.

 

Tiempo de Morir (1966)

Este western mexicano fue dirigido por Arturo Ripstein y estuvo protagonizado por Marga López y por Jorge Martínez de Hoyos. Se trata de una adaptación de la novela del mismo nombre de Gabriel García Márquez, quien trabajó de cerca con la producción de la película, y con la colaboración de Carlos Fuentes.

Se dice que Enrique Rocha entabló muy buena relación con los dos escritores, tanto, que Fuentes lo apodó “El Vampiro de la Zona Rosa” como referencia a la famosa novela y a las legendarias fiestas que ofrecía Rocha en su departamento en la calle de Oslo.

 

 

Muñeca Reina (1972)

Esta película de suspenso está basada en el cuento de Carlos Fuentes, al mayor estilo de Aura (1962). La cinta contó con la dirección de Sergio Olhovich, quien adaptó junto con Eduardo Luján el guión del mismísimo Fuentes. En esta cinta, Rocha comparte créditos con Ofelia Medina, Helena Rojo, Rocío Brambila, Carlos Cortes y más.

En la cinta, Carlos descubre en una caja de su infancia una tarjeta de una dulce niña, Amiliama, con quien compartía juegos de infancia cuando él tenía 14 y la niña 7 años. Carlos comienza a obsesionarse con los recuerdos de cuando era pequeño y decide ir a buscar a Amilama, pero en su lugar, se encontrará con una enorme sorpresa.

 

Kino: La Leyenda del Padre Negro (1993)

Quizás sea una de las películas más originales y atípicas que rodó Enrique Rocha, una cinta religiosa en donde Rocha interpreta a el Padre Kino, quien a través de la pieza va recordando los acontecimientos que lo llevaron de Italia a La Nueva España como misionero y cartógrafo, y en donde empieza a ser testigo de todo el maltrato que existía por parte de los españoles hacia los indígenas, mostrando una fuerte contradicción entre su misión y lo que estaba ocurriendo en La Conquista.

Una cinta de Felipe Cazals, quien lamentablemente falleció el mes pasado. La cinta tuvo 11 nominaciones a los Premios Ariel después de su estreno y ganó por su banda sonora.

 

Modisto de Señoras (1969)

Una de las películas más divertidas y más representativas de Mauricio Garcés, bajo la dirección y el guión de René Cardona Jr. En ella se cuenta la historia de D´Maurice, un mujeriego hecho y derecho de la clase media alta mexicana, quien simula ser un modisto homosexual para seducir a sus bellas clientas.

En esta cinta, Enrique Rocha representa a Perugino, uno de los competidores de D´Maurice que harán todo para desenmascararlo y mostrar quién es en realidad el aprovechado modisto.

 

Satánico Pandemonium (1975)

Se dice que esta película de horror y erotismo sería el precedente de Alucarda, La Hija de las Tinieblas (1977) y, aunque no tuvo muy buena recepción en México debido a su alto contenido erótico y anti-católico, hoy por hoy se ha convertido en una pieza de culto y una de las películas más importantes del género en México.

Se trata sobre los fatídicos hechos de la posesión de una monja del siglo XVIII, en donde Enrique Rocha encarna ni más ni menos que a Lucifer.

 

El Libro de la Selva (2016)

Para el “live action” en español de El Libro de la Selva, Enrique Rocha compartió créditos de doblaje con enormes voces, como con Regina Orozco, Susana Zabaleta, Héctor Bonilla como Baloo y Francisco Céspedes.

Su imponente voz fue perfecta para dar vida a la pantera Bagheera y fue la última película en pantalla grande que nos regaló el enorme actor mexicano, a quien recordaremos por siempre.

publicidad

Te puede interesar