OPINIóN

Las mejores películas de brujas de todos los tiempos

Estamos a días de Halloween y nuestra emoción por maratonear películas de terror está a todo lo que da; te presentamos algunas recomendaciones de películas sobre brujas

Foto: Sector Cine
publicidad

Las películas de brujas son un género y un universo dentro de sí mismo; las amantes de las artes oscuras y aliadas de Satanás son figuras que han llamado la atención desde tiempos inmemoriales por la universalidad de sus historias.

Hay algo mágico y tentador de echar un vistazo dentro del mundo de lo oculto y lo prohibido, por eso amamos las películas de brujas. Es por esto que hicimos un recuento de las mejores películas de brujas, tanto contemporáneas como clásicas.

 

La Bruja (2015)

Dir. Robert Eggers

Con altas dosis de suspenso psicológico, el cineasta estadounidense nos preparó una pieza escalofriante gracias a su efectiva dirección y la actuación de Anya Taylor-Joy, a quien reconocemos por Gambito de Dama (2020).

Cuenta la historia de una familia inglesa que llega a los Estados Unidos en época colonial. Las cosechas están sufriendo y se rumora que hay brujas. Todo se desencadena cuando el hermano menor de la familia desaparece.

 

Hereditary (2008)

Dir. Ari Aster

Hay quienes dicen que esta época es un retorno al buen cine de terror y Hereditary lo pone a prueba, pues el largometraje de terror supo utilizar a Toni Collette como una madre histérica que perdió a su hija en un accidente. Ya habíamos visto sus dotes actorales en El Sexto Sentido (1999).

Se puede decir que las actuaciones son ese toque para hacer este relato, uno muy intenso y pavoroso. Los gestos de susto de la familia nos convencen con intriga al no saber qué están viendo. Otro de los factores que funcionan muy bien son las pausas, ya que estas son catalizadores de la tensión.

Bastante se puede encontrar aquí, desde una bruja en la familia que les pone una maldición, juegos Ouija y más. Lo que más resalta es el drama familiar permeado por un aire ominoso.

Se puede decir que es una película de brujas por los ritos que se retratan hacia el final del filme.

 

El Proyecto de la Bruja de Blair (1999)

Dir. Eduardo Sánchez y Daniel Myrick

Esta cinta detonó el subgénero “found footage” mientras demostraba una estrategia de mercadotecnia bastante interesante y una producción barata y original para la época.

Unos estudiantes universitarios se dirigen a los bosques de Maryland para investigar un mito urbano sobre una bruja. Estos entrevistan a habitantes del pueblo, indagando sobre esta presencia que hace pactos con el diablo.

El filme no sólo da miedo, sino que desespera cuando los personajes están en el bosque dando vueltas y regresando al mismo punto. Nunca se ve a la bruja, sin embargo, en nuestra mente está muy presente.

 

El bebé de Rosemary (1968)

Dir. Roman Polanski

El controversial director polaco muestra a una Mia Farrow nerviosa que descubre que está embarazada del hijo de Satanás, y todo por un pacto con el diablo el cual ella desconocía.

Pesadillas y una banda sonora impactante es lo que ayuda a armar una de las mejores película de terror de todos los tiempos.

Si la definición de “bruja” es aquella que hace alianzas con el diablo, entonces esta es una auténtica cinta de brujas.

 

Las Brujas (1990)

Dir. Nicolas Roeg

Basada en el cuento infantil escrito por Roald Dahl sobre una abuela que asusta a su nieto con cuentos de brujas.

Es una película infantil, sin duda, pero cuenta con una escena que bien se podría considerar pavorosa, la de una niña que mediante un hechizo queda atrapada en una pintura.

Las facciones exóticas de Anjelica Huston y su rostro serio, reflejan el estereotipo de las sirvientes satánicas de una manera efectiva. Vale la pena observar los efectos y maquillaje proporcionados por Jim Henson (Los Muppets).

 

Veneno para las hadas (1984)

Dir. Carlos Enrique Taboada

Este director tiene bajo su manga extraordinarias joyas del cine mexicano, como Hasta el viento tiene miedo (1968), El Libro de Piedra (1969) y Más Negro que la Noche (1975).

Dos niñas aparentemente inocentes deciden preparar veneno para las hadas, ya que una de ellas se identifica como bruja.

¿Hasta dónde llega la inocencia? Esta y más preguntas inquietantes son expuestas en el filme. Resalta cómo los adultos casi no muestran su cara, dándole aún más protagonismo a Ana Patricia Rojo y Elisa María Gutiérrez, las niñas protagonistas de la cinta.

 

Las Brujas de Zugarramurdi (2013)

Dir. Alex de la Iglesia

Si bien no es la película más escalofriante del mundo, cuenta con el toque cómico del realizador vasco, Alex de la Iglesia, quien ya nos había sacado algunas risas por El Día de la Bestia (1995).

En esta ocasión, vemos al galán ibérico, Mario Casas, como un ladrón que se escapa con sus cómplices a los bosques del País Vasco para encontrarse con brujas que se alimentan de carne humana, como si fueran oriundas y vengativas de Logroño.

publicidad

Te puede interesar