OPINIóN

La Seducción: El filme esencial de Viridiana Alatriste

La Seducción fue la cinta que catapultó la carrera de la joven actriz, Viridiana Alatriste, quien falleció trágicamente unos años después.

Foto: Archivo
publicidad

Con una carrera actoral corta pero contundente, es como recordamos a Viridiana Alatriste, la joven que se ganó nuestro corazón en La Seducción (1981).

Viridiana fue una de las hijas de Silvia Pinal, nacida en Cuernavaca en 1963. Desde muy joven comenzó a interesarse en el teatro y el entretenimiento, de hecho, según su madre el teatro fue su disciplina predilecta y pudo desarrollarse en obras como “Tartufo o el Impostor”, “Isabel de Inglaterra”, “La Fierecilla Domada” y “Annie es un tiro”.

 

También tuvo participación en telenovelas como Mañana es Primavera (1982) y Honrarás a los Tuyos (1979), además de programas de televisión como Cachún Cachún Ra Ra (1981) y Silvia y Enrique (1973).

En la pantalla grande la pudimos ver en La Combi Asesina (1982), aunque su papel más importante, aquel que le valió la nominación a un Premio Ariel fue el de Mariana, en La Seducción.

 

La cinta cuenta con la dirección de Arturo Ripstein y Viridiana compartió créditos en pantalla con Katy Jurado y Gonzalo Vega.

La película trata sobre Isabel y Mariana, madre e hija que, durante la guerra cristera, se dedicaban a tenderles trampas a los soldados, seduciéndolos para entregarlos a Rómulo, el cabecilla de los alzados y amante de Isabel, la mamá de Mariana.

En la trama, Mariana se deja seducir por Felipe, uno de los soldados. El personaje de Viridiana trata de salvarlo, aunque solo consigue perder la vida, en una serie de situaciones propiciadas por el mismísimo soldado.

Este fue el rol que confirmaría que, más allá del legado de sus padres, la actriz tenía el talento necesario para sobresalir por sus propios méritos.

 

¿Qué pasó con Viridiana Alatriste?

Dos años después de rodar La Seducción, Viridiana Alatriste –de solo 19 años de edad– perdió la vida en un accidente automovilístico saliendo de casa de su entonces pareja, el actor Jaime Garza.

Según declaraciones del actor, la joven había decidido salir de su casa repentinamente, pues quería estar sola, pero no había ingerido sustancias ni tomado alcohol. El auto que manejaba se cayó por un barranco y, al sufrir un fuerte golpe en la sien, Viridiana perdió la vida al instante, truncando una de las carreras más prometedoras del cine mexicano.

Este incidente marcó para siempre a doña Silvia Pinal, quien ha declarado: “La muerte de Viridiana fue para mi como un reloj que se detuvo de pronto y aunque yo me empeñé en darle cuerda y lo hice mover a la fuerza, nunca más funcionó igual”, dijo para el programa Hoy, en la sección “A Corazón Abierto”.

Viridiana Alatriste queda en la memoria del público mexicano como una de las más queridas del cine mexicano por su enorme talento y carisma, y por su papel como la virginal y encantadora Mariana en La Seducción .

 

publicidad

Te puede interesar