NOTICIAS

Remakes, reboots, crossovers, spin-offs, secuelas y precuelas, ¿cuál es cuál?

Para que ya no te hagas bolas.

Foto: Fuente: Universal Pictures
publicidad

¿Cuál es la diferencia entre un reboot y un remake?, ¿entre una secuela y una precuela?, ¿no son lo mismo un spin-off y un crossover? En la era de las grandes franquicias cinematográficas, a veces puede ser un poco confuso navegar entre esta terminología. Hasta hace no mucho, la mayoría de las películas solamente tenían segundas partes, terceras partes y, muchos años después, a lo mejor un remake. Esto ha cambiado radicalmente en los últimos años, especialmente con las sagas de cine inspiradas en cómics. Hoy en día es común que a los pocos años del estreno de una nueva franquicia el estudio decida desechar lo que hizo y comenzar de cero, mezclar universos, explorar nuevas líneas narrativas o dedicarle películas completas a personajes secundarios. No temas, a continuación te presentamos una sencilla explicación de cada uno de estos términos:

Secuela: Este es el recurso más utilizado por Hollywood para construir series y franquicias desde hace décadas. La secuela es simple y sencillamente la continuación de una historia original, con segundas, terceras o cuartas partes. Dependiendo de la película, la secuela puede o no continuar inmediatamente después de los eventos de la primera parte, introducir personajes nuevos o deshacerse de algunos de los originales. Por lo general las secuelas pierden calidad frente a las primeras partes pero también existen honrosas excepciones. El padrino II (The Godfather Part II, 1974) y El imperio contraataca (The Empire Strikes Back, 1980) son dos ejemplos.

Fuente: cloudfront.net

Precuela: Lo opuesto a la secuela es la precuela, que se utiliza para narrar acontecimientos previos a la historia original y que, bien ejecutada, puede resultar igual de entretenida e interesante. Se trata de una manera de darle profundidad a una historia y a sus personajes presentándole al público sus orígenes, y narrando cómo fue que llegaron a donde estaban cuando los conoció por primera vez. El término se puso de moda tras el estreno de Star Wars: Episodio I – La amenaza fantasma (Star Wars: Episode I – The Phantom Menace, 1999), la primera entrega de la trilogía que antecede a la saga original de La guerra de las galaxias. Si la trilogía original se enfocaba en el personaje de Luke Skywalker, las precuelas funcionan como historia de origen para su villano principal: Anakin Skywalker, a quien vemos transformarse en el legendario Darth Vader. Otro ejemplo es el de El exorcista: El comienzo (Exorcist: The Beginning, 2004), que se enfoca en la vida del Padre Merrin antes de los eventos de El exorcista (The Exorcist, 1973).

Fuente: amazon.com

Remake: Un remake es una nueva versión de una película existente, y por lo general respeta los personajes, temas y la estructura narrativa de la cinta original. Lo que cambia es el reparto y en ocasiones uno que otro elemento de la trama, a la que se le pueden agregar o quitar cosas que no alteren el concepto general. Los remakes suelen hacerse con base en películas más viejas o a cintas extranjeras, manteniendo la historia y los personajes originales pero dándole un toque más “local” o contemporáneo. Como ejemplos de remakes están la versión de King Kong, 2005, de Peter Jackson, La gran estafa (Ocean’s Eleven, 2001) de Steven Soderbergh y Ben-Hur, 2016. Algunos ejemplos de remakes de películas extranjeras son REC, 2007, que en Estados Unidos se llamó Cuarentena (Quarantine, 2008) y Abre los ojos, 1997, cuyo remake americano se conoce como Vanilla Sky, 2001.

Fuente: http://poolpmx.com/

Reboot: El reboot puede sonar similar al remake pero la diferencia es más clara de lo que parece. Mientras que el remake cuenta la misma historia con los mismos personajes pero en diferente escenario, el reboot descarta por completo las versiones originales y hace una especie de “borrón y cuenta nueva”, además de que se utiliza principalmente para franquicias de varias películas. Así, mientras que Ben-Hur, 2016 es solamente una versión más nueva de la misma historia, Batman inicia (Batman Begins, 2005) ignora todo el argumento de las películas anteriores y nos muestra una versión completamente nueva de los orígenes de Batman, introduciendo personajes, situaciones y líneas narrativas completamente diferentes a las de las cintas originales. De igual manera, El Sorprendente Hombre Araña (The Amazing Spider-Man, 2012) regresa a los orígenes de Peter Parker, y comienza con una historia completamente nueva que ignora todo lo que sucedió en la serie protagonizada por Toby Maguire.

Fuente: forbes.com

Crossover: Un crossover es cuando los personajes de dos universos o películas diferentes se juntan en una misma historia. El ejemplo más sencillo es esa vez que Los Supersónicos conocieron a Los Picapiedra. Este recurso no es ninguna novedad, y se ha utilizado mucho con personajes de películas de monstruos o de terror como King Kong contra Godzilla (King Kong vs. Godzilla, 1962) o Alien vs. Predator, 2004. En años recientes, los crossovers han sido vitales para desarrollar los universos cinematográficos de Marvel y DC, que constantemente juntan a sus personajes y que los han convertido en parte de un gigantesco mundo que abarca varias películas.

Fuente: pcwallart.com

Spin-off: El spin-off es una historia paralela a la película original, pero generalmente protagonizada por uno de los personajes secundarios. En ocasiones, los protagonistas de una película pueden quedar opacados por sus compañeros, y esto provoca que se les desarrollen películas y líneas narrativas independientes. En el universo cinematográfico de Kevin Smith, por ejemplo, los personajes de Jay y Silent Bob, originalmente simples soportes cómicos, tuvieron tanto éxito entre los fans que finalmente protagonizaron su propia aventura Jay and Silent Bob Strike Back, 2001. La película de Minions, 2015, odiosos pero por alguna razón sumamente populares, es otro ejemplo de spin-off. Bienvenido a los 40 (This is 40, 2012) que se centra en los personajes de Paul Rudd y Leslie Mann, funciona como spin-off para Ligeramente embarazada (Knocked Up, 2007) en la que eran solamente personajes secundarios.

Fuente: collider.com

publicidad

Te puede interesar