Las 12 brujas más famosas (y aterradoras) del cine

Algunas son buenas y otras muy malas pero, sin duda, estas brujas se ya son íconos del cine

Foto: Columbia/Disney/Warner
publicidad

La temporada spooky arrancó con mucha fuerza ya que, además de ser un gran momento para ver las clásicas películas de Halloween, también se revelaron nuevos detalles del remake de Las Brujas (2020), de Jóvenes Brujas (2020) y la secuela de Hocus Pocus, que aún no tiene fecha de estreno, pero es probable que cuente con apariciones del elenco original.

Esto nos hizo pensar en el extenso legado que han tenido estos seres mágicos (y a veces malvados) en la industria del entretenimiento y la relevancia que tienen como parte de la representación femenina en pantalla. 

Ellas son las brujas contemporáneas más icónicas del cine; ojo, algunos spoilers a partir de este punto.

 

Las hermanas Sanderson de Hocus Pocus (1993): Bette Midler, Sarah Jessica Parker y Kathy Najimy hicieron que esta película se convirtiera en un clásico para ver en Halloween; al final, se insinuó que su libro de hechizos no fue destruido, así que es posible que esto se use para traerlas de vuelta en la secuela. 

 

La Bruja Mala del Oeste de El Mago de Oz (1939): Su compleja historia está basada en los libros de L. Frank Baum, pero sus apariciones en pantalla son quizá las más reconocidas, ya que su piel verde y sombrero puntiagudo definieron cómo se representaría a estos seres en el cine y la televisión por décadas.

 

La Gran Bruja de Las Brujas (1990): La interpretación de Anjelica Huston es inolvidable, y seguramente, su transformación de mujer seductora a terrible monstruo te provocó pesadillas en la infancia. Sin duda Anne Hathaway tiene un gran reto qué alcanzar en el remake. 

 

Las chicas de Jóvenes Brujas (1996): Sarah es sin duda la más poderosa del grupo, pero Nancy demostró que tenía un lado oscuro y no iba a permitir que nadie interfiriera con sus deseos, ni siquiera su gran amiga. El remake de la cinta se estrenará próximamente.

 

Maléfica de La Bella Durmiente (1959): En la versión animada de la historia, Maléfica le pone un maleficio a la princesa Aurora por venganza y hace todo lo posible para que el príncipe no la salve con un beso. Su transformación en dragón es particularmente impresionante. 

 

Hermione Granger de Harry Potter (2001): A lo largo de la franquicia vemos a Hermione evolucionar de ser niña genio a una poderosa bruja, que usa sus poderes para luchar contra Voldemort y ayudar a sus amigos.

 

La Bruja de El Proyecto de la Bruja de Blair (1999): Aunque nunca la vemos claramente en escena, este personaje nos provocó pesadillas por la extraña leyenda alrededor de su existencia y sus malvadas intenciones.

 

Bathsheba de El Conjuro (2013): En la película, la maldición que cae en casa de los Perron se debe a que una bruja se suicidó en la propiedad hace siglos y, desde entonces, su alma tortura a los que se atreven a vivir ahí.

 

Úrsula de La Sirenita (1989): La bruja del mar tiene poderes muy particulares, ya que además de robarle la voz a Ariel y tener un par de anguilas como sus mascotas, usa su magia para transformar a sus enemigos en pólipos marinos. 

 

La Bruja del Bosque de La Bruja (2015): Cuando una familia puritana se muda a un desolado bosque, la bruja secuestra al bebé recién nacido para hacer un ritual con su sangre. Esto hace que Thomasin descubra sus propios deseos y se una al aquelarre del lugar. 

 

Katrina Van Tassel de Sleepy Hollow (1999): La joven usa sus poderes para proteger a sus seres queridos pero cuando Ichabod Crane (Johnny Depp) se da cuenta de esto se siente intimidado en un comienzo, afortunadamente, se da cuenta que su magia es blanca y muy importante para detener la locura del Jinete sin Cabeza.

 

El aquelarre de Suspiria (1977): Cuando Suzy llega a una prestigiosa academia de danza, comienza a notar que hay algo extraño sucediendo con las alumnas, así que hará todo por resolver el misterio detrás de las maestras, antes de que ellas intenten destruirla. 

publicidad

Te puede interesar