Bienvenido

Sé parte de esta gran comunidad de cine en México.

Ingresa los datos y crea una contraseña
Personaliza tu experiencia
¿Ya estás registrado?

Lecciones sobre libertad sexual que comprendí cuando volví a ver Sex and the City

Por: Foto: Escena de la película Sex and the City (foto de Brian Ach/WireImage) 14. Jul. 2020
0

Una década después, revisité esta emblemática serie y mi perspectiva sobre las protagonistas cambió por completo.

Hace poco más de 12 años, para ser exactos el 6 de junio de 2008, se estrenó la película Sex and the City como secuela de las seis temporadas que tuvo la historia del mismo nombre. 

 Así, con 15 años y un par de mentiras dichas, pues mi mamá jamás me hubiera dejado ir a sabiendas del contenido, fui al cine con dos de mis mejores amigas y ¡wow! Todavía recuerdo lo mucho que me impactó desde la primera escena, cuando Carrie y el resto de las chicas cruzan la calle para encontrarse en las ajetreadas avenidas de Manhattan con la voz de Fergie de fondo cantando ‘Labels or Love’. (¡Qué elegancia la de Franciaaa! Bueno, Manhattan…)

 Conforme fue transcurriendo la trama me enamoré de la ocurrente Carrie, la romántica Charlotte, la brillante Miranda y la absolutamente divertida e imponente Samantha. Verlas en acción por primera vez fue mucho más de lo que esperaba y, definitivamente, menos de lo que debería haber visto, pues como su nombre lo indica; sí había mucho sexo. (Dos palabras: Dante bañándose ¡ADM!, o sea, ¡Ay, Dios mío!). 

 Debo admitir que, aunque han pasado los años, ese primer acercamiento con el universo creado por la escritora Candace Bushnell fue realmente impactante. Quizá parecido a lo que sintieron los fanáticos de la saga creada por J.K. Rowling cuando vieron ‘Harry Potter y la piedra filosofal’ por primera vez, no lo sé, nunca he sido fan de la magia que involucra seres mitológicos. (Sorry, Harry).

 Y gracias a ese primer filme mi adicción por Sex and the City comenzó de manera abrupta y obsesiva, quizá comparable con el amor que Carrie profesa por sus zapatos Manolo Blahnik.

Tanto así que cada dos o tres meses, en especial cuando el universo masculino me desquicia por su indescifrable proceder -léase todo el tiempo- regreso a ellas en busca de orientación; de alguna guía que me ayude a entender qué les pasa a los hombres, cómo puedo comprenderlos o por lo menos sentirme reconfortada al saber que existe una serie cuya trama está dedicada en buena parte a analizar este misterio. 

Eso y, bueno, con casi cuatro meses en confinamiento a causa del coronavirus y más soltera que nunca, enfatizo, que nunca, no pude pensar en una mejor manera de pasar mis sábados por la tarde que viendo la serie por horas…

 Sin embargo, debo de admitir que aunque mi emoción por la trama y sus personajes sigue intacta, mi opinión ya no es la misma que cuando era una niña con brackets, mucho fleco y una preocupante fijación con Kalimba, Poncho Herrera, Enrique Iglesias, Luis Figo y Channing Tatum. (Ahí le paro porque esta lista sería eteeerna). 

 Y por eso quiero compartirles algunas revelaciones que he tenido acerca de las cuatro protagonistas en las últimas semanas que he vuelto a ver la serie y sus dos películas. 

 

  1.   Carrie necesita orientación psicológica

 A pesar del cierto desazón que me dejó el romántico cierre que sucede entre ‘Carrie’ y ‘Big’, el cual es y será una decisión cuestionable para muchos que vimos la película, hoy entiendo que las relaciones de pareja son mucho más complejas. 

 Sí, claro que se puede perdonar y luchar por mantener una relación, pero la realidad es mucho más compleja que la ficción y, en muchas ocasiones, la ficción misma resulta poco recomendable. 

 

Aquella Carrie que perdonaba y volvía a los brazos de ‘Big’ cada que alguna de sus relaciones no funcionaba o cada que este decidía aparecer en su vida, ya no me parece tan romántica, ni mucho menos un modelo a seguir. 

Puesto que haciendo un objetivo análisis de su relación de pareja y confirmado por mi psicóloga, Sofía Baena, a quien le pedí que hiciera el ejercicio de analizar su comportamiento, opina que, efectivamente, “Carrie debería de buscar ayuda terapéutica porque al final está repitiendo un patrón, ya que al no sentirse segura en la relación prefiere no dejarlo por el miedo a estar sola, y eso la lleva a perdonarlo sin cesar”. 

Mi doctora corazón también me cuenta que le encantaría sentarse frente a Carrie y analizar por qué quiere estar con una persona que la deja y sale de su vida constantemente. “Veo un gran miedo a la soledad y mucha codependencia”. 

¡PUM! Con más razón después de hablar con ella, ahora me doy cuenta de la extraña dinámica que existe entre ambos, y como en la ficción, y en la vida real, muchas veces la necedad se confunde con amor. 

Así que en palabras actuales, mi querida Carrie necesita que alguien le diga con urgencia: ¡Amiga, date cuenta! y ¡Ve a terapia, por fa! 

 

  1.   Charlotte es una mujer muy valiente

 Tengo que confesar que cuando era más joven, si bien Charlotte me enternecía y apelaba constantemente a la romántica irremediable que vive en mí, me decepcionó un poco el pensar que, a diferencia de sus amigas que forjaban un exitoso futuro laboral, ella dejó su increíble trabajo como directora de una galería de arte para casarse con el hombre que amaba y formar una familia. 

¿Pooor? Perdón, pero no me hace sentido. Partamos primero por la ambientación de la serie, la cual ocurre en Manhattan, Nueva York. Uno de los distritos más artísticos, poderosos y vanguardistas no solo del estado, no solo del país, ¡sino del mundo! ¿Quién en su sano juicio dejaría ese trabajo?, ¿ese salario y esa oportunidad? 

Yo, no. Se los firmo. Pero ni aunque viniera Enrique Iglesias de rodillas a pedirme que fuera su próxima musa y madre de sus hijos. (Mmm, bueno, quizá, no lo sé…)

Segunda inconsistencia: el tiempo en que la serie era transmitida y, en específico, la cuarta temporada que es cuando ocurre este suceso, fue en el año 2000, una década muy importante. ¡Era el comienzo de un nuevo milenio!

Tantas oportunidades, tanta esperanza y ¿Charlotte decide concentrarse en formar una familia?, ¿acaso no podía tener ambos? Sí, claro que es más complicado, pero sé que no estoy sola en este argumento; no creo que ninguna mujer bajo ninguna circunstancia deba renunciar a un sueño por cumplir otro. 

 Sin embargo, el sueño de Charlotte y el de otras tantas personas, porque también existen hombres que sueñan con formar una familia, es muy válido. En este artículo defendemos a los que luchan por sus sueños. (Esperen, solo si su sueño no involucra destruir el mundo). 

 Y es que hoy más que nunca, en un contexto actual donde muchos, incluidos individuos masculinos, luchan por la equidad de género y, sobre todo, por el respeto y la unión de las mujeres; por una sororidad, entiendo que Charlotte no solo está en todo su derecho de hacer lo que se le antoje, sino que es muy valiente al luchar por lo que quiere. 

 Eso para mí la convierte en una verdadero ejemplo a seguir; ser una mujer empoderada y admirable no es cumplir con las expectativas que la sociedad te imponga, es mantenerte fiel a ti misma y a tus convicciones, sin importar cuáles sean estas, pues son tuyas y de nadie más. (¡Eso, Carlota!)

 

  1.   Miranda perdonó a Steve y hoy la entiendo

 Aguarden, denme la oportunidad de explicarme. Antes que nada, por ningún motivo, aplaudo o condono cualquier tipo de infidelidad. Sin embargo, con los años y la experiencia que estos traen consigo, es prácticamente imposible no tener una visión más amplia sobre algunos aspectos de la vida, especialmente de las relaciones personales, las cuales dentro y fuera de la ficción se desarrollan con una amplia variedad de matices y asegunes. 

 “No todo es blanco, negro o gris. Todo depende del matiz”, reza un verso de la banda española de rock, Magö de Oz. Y, sí. Concuerdo, pues cada pareja está formada por personas con características propias muy singulares que de alguna manera logran conformar una sola dinámica. 

 Por lo tanto, a diferencia de hace 12 años cuando reprobé (vomité) por completo que ‘Miranda’, la brillante y perspicaz abogada perdonara la infidelidad de ‘Steve’, su marido, hoy entiendo que existen diferentes puntos de vista y que el amor es una decisión. (Sí, sí lo es).

 Así que en este sentido, he decidido perdonar a ‘Miranda’ por haber perdonado a ‘Steve’, tras muchos años de resentimiento hacia su personaje, pues en contraste con las demás, ‘Miranda’ es la definición de la mujer segura de sí misma que no basa su felicidad en sus relaciones amorosas y mucho menos acepta que no la traten como ella lo merece. 

Además, considero que Steve, a diferencia de otros personajes masculinos que aparecieron de manera regular tanto en la serie como en las películas, es un hombre que ha demostrado amarla y, que si bien no es perfecto, tiene la mejor estabilidad emocional. Por ejemplo: ¡ÉL NO DEJÓ PLANTADA A LA MUJER QUE AMA EN UN ALTAR! (Perdón, todavía no lo supero). 

 

  1.   La libertad de Samantha no debería parecernos algo extraño 

 

“¿Qué?”, “¿Cómo te atreves?”, “¡Samantha es una diosa!”. Una vez más, denme la oportunidad de explicarme. Cualquiera que haya visto las películas o cualquier capítulo de la serie se ha encantado o impactado con la personalidad libre, divertida y espontánea de Samantha. 

 Sin embargo, el hecho de que su personalidad resaltara tanto, solo deja en claro lo mucho que nos hace falta normalizar este tipo de comportamiento en las mujeres, ya que la libertad, la espontaneidad y la diversión deberían de formar parte no solo de ella, sino de todas las mujeres que vemos reflejadas en la televisión y en la realidad. 

 Pero, bueno, tomando en cuenta que este personaje fue escrito y moldeado al final de la década de 1990, entiendo por qué fue tan inaudito. Y, aunque hoy en día, comienzo a ver cada vez más a algunas protagonistas de series y películas con alguna de sus características, ¡exijo que haya más Samanthas no solo en la pantalla, sino en las calles!

Porque la libertad que propone Samantha, aunque pueda parecerlo, no está directamente ligada con el sexo ni mucho menos con los hombres. Ella es libre en muchísimos otros aspectos y eso la hace una persona desinteresada que, incluso, cuando enferma de cáncer y Smith, su guapísimo novio, quiere cuidarla, ella se rehúsa a que lo haga porque no quiere atarlo. Las personas libres no atan. 

 

Dicho todo esto, Sex and the City continua siendo una interesante mirada al mundo femenino, el cual a pesar del tiempo y de la modernidad propone grandes preguntas acerca del amor, la amistad, el trabajo, los sueños y, claro, el sexo. (Duh!)

Carrie, Charlotte, Miranda y Samantha seguirán siendo un referente directo en la cultura pop, pues la astucia y la versatilidad que presenta su historia central, hasta cierto punto se mantiene atemporal; tanto como el amor de pareja, el cual sigue sin una fórmula exacta que lleve a su total perfección. (Que ya alguien la invente, ¿no?)

No obstante, estoy consciente de que muuucho ha cambiado desde entonces. Esta serie fue escrita en un tiempo menos tecnológico y en una época con menos, mucha menos, conciencia social. Sería muy interesante ver cómo las cuatro adoptan la llegada de las redes sociales, las aplicaciones de mensajería instantánea y qué opinan de los movimientos en torno al empoderamiento femenino.  

Y, sí, claro que hoy veo algo diferente porque ya no soy la misma. ¿Qué pasará en otros 10, 12 años?, ¿mi perspectiva cambiará de nuevo? No lo sé, probablemente. En palabras de Immanuel Kant: ‘Vemos las cosas, no como son, sino como somos nosotros”

¿Y quién soy ahora? Una clavada del cine y de la televisión muy soltera con mucho tiempo libre en sus fines de semana, amante del café y de las frases célebres, ¿se nota?

Videos

the vast of night trailer
Videos The Vast of Night: Traíler
da 5 bloods trailer
Videos Da 5 Bloods – Hermanos de armas: Tráiler
los ultimos dias del crimen trailer
Videos Los últimos días del crimen: Tráiler
lovecraft country trailer
Videos Lovecraft Country: Tráiler
Sector Cine
Podcast El cine mexicano en Cannes y en “la nueva normalidad”

Te puede interesar

Noticias Las primeras imágenes de ‘The Devil All The Time’, el filme de Tom Holland
Noticias Los secretos de ‘Black is King’: 4 cosas que tal vez no notaste del filme de Beyoncé
Noticias Joey King protagonizará una nueva película junto a Brad Pitt
Noticias ‘Hunters’ estará de regreso: confirman la segunda temporada en Prime

Comentarios

Lecciones sobre libertad sexual que comprendí cuando volví a ver Sex and the City

10