FOTOGALERíA

Las 20 peores madres del cine

Porque no todo es risas y diversión en este 10 de mayo, aprovechamos el Día de las madres para recordar a algunas de las peores progenitoras que han aparecido en las salas de cine.

Foto: A24
publicidad

Por peores madres del cine

Si nos vamos a la arcaica definición de la Real Academia Española (RAE), una madre es “una mujer que ha concebido o ha parido uno o más hijos”. También, según el diccionario de la lengua española, es “una mujer que ejerce de madre” y “aquello en lo que figuradamente concurren circunstancias propias de la maternidad”.

Sin embargo, todos sabemos que ser madre es mucho más que eso. De hecho, pocos diccionarios podrían dar una definición completamente realista de lo que significa ser madre. No reduzcamos su rol a lo que Denisse de Kalafe canta cada 10 de mayo. Una madre es más que alguien que nos dio la vida, su amor y su espacio; más que una rosa fresca de abril; más que un fiel querubin.

Una vez dicho esto: hay madres que son un infierno.

En serio. A lo largo de su historia, el cine ha capturado a madres que podrían ser catalogadas como criminales, abominables o simplemente terribles. De esto habla el siguiente top.

Vamos, la madrastra de Cenicienta era mala: además de tratarla como su sirvienta (y de sus horribles hijas) la quería dejar sin ir al baile del príncipe. La mamá de Kevin McCallister lo olvidó en casa una vez –en Mi pobre angelito (Home Alone, 1990)– y lo dejó irse a otra ciudad en otra ocasión –en Mi pobre angelito 2: Perdido en Nueva York (Home Alone 2: Lost in New York, 1992)–, más no podemos echarle la culpa de todo a ella.

Home Alone – 20th Century Fox

La mamá de la pequeña Maggie en No se aceptan devoluciones (2013) la abandona con su padre solo para pelearla en tribunales años (¡AÑOS!) después y Florinda Meza en Dulce familia (2019) es el ejemplo perfecto de que una madre tiburón es el peor tipo de madre para un grupo de mujeres llenas de problemas.

Pero existen niveles de maldad superiores. Madres que de verdad causan problemas; madres que aterrorizan con algo más que una chancla; madres que no merecen ese nombre que la RAE les obsequia casi por default.

Así pues, sin ánimos de arruinarles el 10 de mayo, les presentamos una lista con algunas de las peores madres del cine.

Fotogalería con las peores madres del cine:

publicidad

Te puede interesar